En esta ocasión nuestros letrados obtienen el archivo de la causa al haberse cuestionado la existencia de indicios que lo identifiquen y que lo relacionen, con las mínimas garantías, con los hechos objeto de investigación.

         Tras las primeras diligencias y el visionado de las capturas de imagen de las cámaras de videovigilancia del hotel donde presuntamente se llevó a cabo la estafa, se ha constatado la imposibilidad presente y futura de identificar al presunto autor de los hechos con nuestro cliente.

         Se trata del Auto nº 532/2018 dictado por el Juzgado de Instrucción nº 2 de Alcorcón.

Diseño web y marketing digital: evernes.com